Libros

Una foto recuerdo.

Para escribir «Una tienda en París» disfruté de varios viajes que me servían de documentación y al mismo tiempo de desahogo. Unas veces tomaba notas y otras, vinos. Pero lo cierto es que en todas las escapadas a París siempre venía con alguna nota más en mi libreta, alguna foto y alguna sensación nueva… Hoy jueves os dejo una de las fotografías que he ido guardando en mi ordenador donde he creado una carpeta en la que están todos los escenarios de la novela. Esta ventana pertenece a L’ebouillanté, un restaurante pequeño donde empieza todo. Todo.

pd.: Yo guardaría la foto.

You Might Also Like